lunes, 22 de junio de 2009

Ça recommence


El confundido hombre le ayudó a levantarse. Tenía la mano caliente y seca, pero a ella no le importó esta vez. Sólo escuchaba su voz aspera parafreseando elegantes palabras. "Será mejor que mires hacia otro lado, pequeña". Fue lo último que se atrevió a decirle. Después escuchó el sonido de un disparo y de algo blando, rosado y pegajoso que se rompía dentro de ella.
Bang.

3 comentarios:

crunxi dijo...

Bang bang, my baby shot me down.

Ali dijo...

Cuentame qué has hecho en Rumanía! qué has visto??? Te han mordido? Te ha gustado? ;P Me harás de canguro si voy a verte el miercoles?

Reverendo Gore dijo...

No me han mordido...y no fue por no intentarlo.